Ir al contenido principal

Entradas

Mostrando entradas de octubre 16, 2013

MI NIÑA MADRE DEL ALMA

MI NIÑA MADRE DEL ALMA
Fue madre sin edad,
ella, la niña,
la que buscaba río saltando sus orillas
columpiarse de la rama
y coger a la lechuza
engañando a la luna,
al olor de cantos de nanas
silbando del arcoíris hilos
de plata.

Y se hicieron sus pechos fuentes,
amamantaron desde los pozos
del hambre con café de achicoria
y pan en migas en la sartén...
la niña pequeña, figura frágil y tierna
necesitada de amor y ternura.

Fue madre en tiempo de posguerra,
en tiemposde hambre,
ella fue alacena...
Mi madre niña,
mi madre chica de ojos taciturnos,
y manos de madre huérfanas
y desamparadas,
¡Ay! Corazón mal herido
negro presagios en tus días
de cenizas en cabeza,
rasgadas azules, verdes en
vestidos sin telas.
Fuiste madre, una madre niña
que perdió niñez y adolescencia,
arañada y rota juventud,
erosionada inocencia,
tu olvidaste la mano
al despertar, ella que era
toda para ti madre quebrada
siempre dulce y tierna.
Así fue tu niñez mi querida madre,
juventud y vida,
han sido pariendo existencia,
lumbres y alrededores siem…

SONRIO... poesia intimista

SONRIO
Como una sonrisa korai,


arcaica mi figura cae desde su
primer piso al último,
porque me sobreviven,
ellas me sonríen con la propiedad
del tiempo y cual catacumba forman
criptas en mi boca,
cubículos de ofrendas en el martirio
es mi risa
innecesarios recuerdos en figuras
de pared,
sin arcosolios de Orfeo
ni jovenes kuros* de Homero,
porque ellas marcan el rictus,
de cámaras y le pregunto

¿Donde fue el tiempo de reír?
¿Quizás en los Edículos, que me sostiene,
o entre este pasar de la vida
a la muerte?
Tirrena es la mueca de mi tumba
en relieves bajo,
de rectangulares loculis...
eruditas casi risas,
etruscamente casi
caigo en la cuenta que
mi risa fue, usada de la cuenta
más... que menos en algunas catacumbas
aquellas de Vespasianos
yNerones